free amp templates

PARROQUIA DE
SAN MARCOS

HORARIO DE AGOSTO
MISAS 
LABORABLES: de lunes a viernes 10:00 y 19:30 h.

DOMINGOS Y FESTIVOS: 11:00 y 19:30 h.

VÍSPERA DE FIESTA: 19:30 h.

CONFESIONES
Antes de todas las misas y solicitándolo en la sacristía.

El templo

Espacio sagrado dedicado al culto a Dios.

Abierto de 
07:30 a 12:30 h
y de 
17:30 a 20:30 h

Culto

Adoración a Dios y veneración de su Santa Madre.

Eucarístico

Mariano

Sacramentos

Signos sensibles y eficaces de la gracia de Dios.

Bautismo

Matrimonio

Unción de enfermos


Coro y Escolanía

Al servicio de la sagrada liturgia.

Para saber más.

Cáritas

"Cada vez que lo hicisteis con uno de éstos..., conmigo lo hicisteis.” 

Primer martes de mes de 18:00 a 20:00 h.

Segundo, tercero y cuarto martes de 10:30 a 12:30

Despacho

Teléfono: +34 91 547 10 79

Jueves 
de 10:30 - 12:00 h


El descanso también es el tiempo de Dios.
¡Feliz verano!

  








Foto creada por jcomp - www.freepik.es 

SOBRE EL CASO PELL

By Ernesto Juliá

¿Qué está pasando en la justicia del estado de Victoria, en Australia? Sin ningún testigo, habiendo ya afirmado el segundo acusador que todo era falso, ha dictado sentencia condenatoria contra el cardenal Pell.

Son muchas las voces, entre ellas, el americano Georges Weigel, bien conocido por sus libros sobre Juan Pablo II y análisis sobre la Iglesia actual, y dos jesuitas, James Schall, antiguo profesor de Georgetown University en USA, y Frank Brennan, profesor de la Universidad Católica de Australia, que se han hecho esa pregunta.

Schall señala que algo semejante a lo de Pell es lo que ha sucedido con los ataques al ya juez de la Corte Suprema de Estados Unidos, Brett Kavanaugh. Las calumnias inventadas para impedir su nombramiento para la Corte Suprema quedaron en eso, en calumnias, y como tal, desechadas. ¿Quién movió a esos falsos testigos para que actuaran así?

Esa misma pregunta surge ahora ante este juicio inicuo, puesto en marcha después de que el Cardenal haya sido declarado inocente en dos acusaciones anteriores, que se descubrieron sin fundamento alguno.

Quizá amparados en esa aberración jurídica de que ante la primera acusación, venga de donde venga, el acusado debe probar su inocencia, y al acusador le basta hablar sin necesidad de probar nada -¡se puede sostener una justicia basado en una afirmación semejante?-, ha seguido adelante este infame juicio, como salió adelante el que se lanzó en 1993 contra el entonces arzobispo de Chicago, cardenal Josep Bernardin.

En aquel entonces, un joven que decía tener "memoria recuperada" presentó cargos de abuso sexual contra el Cardenal, que resultaron ser falsos. Bernardin asumió esos cargos con calma. Años más tarde, el joven, que estaba muriendo por complicaciones de SIDA, se retractó de la acusación y el Cardenal viajó para celebrar la Misa para él y ofrecerle su completo perdón.

Bernardin conocía muy bien las palabras del Señor: “Bienaventurados seréis cuando os insulten y persigan y con mentiras digan contra vosotros todo género de mal por mí.” (Mt, 5, 11).


Las perspectivas de que Pell sea declarado inocente en el juicio de apelación tienen buen fundamento. El Cardenal fue la autoridad eclesiástica australiana más firme contra este tipo de abusos, de pecados; y fue muy firme, también, en tratar de arreglar asuntos monetarios en el Vaticano. Los ataques le llovieron por diferentes frentes, y ante todos se mantuvo en pie.

¿Aprenderán los encargados de hacer justicia en Australia, y en todo el mundo, la injusticia que supone juzgar a un hombre maduro y que ha dado buenas muestras de su Fe, de su Caridad, de su valentía para defender la doctrina y la moral de Cristo, por las palabras de una persona que saca a relucir “ensueños sexuales” de hace 20 años, y los pretende lanzar contra un Cardenal, sin pruebas ni testigos de ningún tipo?

Confío en que la justicia australiana se dé cuenta de que ese procedimiento ha servido a Stalin, Mao Tse Tung, Pol Pot, etc. para asesinar a cientos de millones de personas.

¿Por qué seguir en la Iglesia a pesar de la tormenta? Ratzinger ya lo planteó y respondió en 1970

Texto original en: RELIGIÓN EN LIBERTAD

Razones para permanecer en la Iglesia

C.L. / ReL 22 septiembre 2018

El texto que, por su actualdad ofrecemos a continuación, ha sido originariamente publicado por el portal de información religiosa a quien pertenece: "ReligiónenLibertad".

Conferencia pronunciada el 11 de junio de 1970 en Múnich -por invitación de la Katholischen Akademie de Baviera -por  Joseph Ratzinger. El texto ha sido traducido y preparado por el sacerdote y teólogo Pablo Cervera para su inclusión en el tomo VIII/2 (La Iglesia, signo entre los pueblos, de aparición en enero de 2019) de las Obras Completas de Joseph Ratzinger.


Hace escasas fechas, George Weigel, biógrafo de San Juan Pablo II, se refería a 2018 como un annus horribilis católico. El contexto es conocido: la renuncia en pleno del episcopado chileno, el caso del cardenal Theodore McCarrick, el informe del gran jurado de Pensilvania o el que empieza a conocerse en Alemania, el terremoto originado por el testimonio del arzobispo Carlo Maria Viganò y las enfrentadas reacciones subsiguientes, o el inicio inminente de un sínodo sobre los jóvenes cuyo punto de partida inquieta no menos al mismo Weigel que al arzobispo de Filadelfia, Charles Chaput.

“Un acontecimiento de gran importancia ha comenzado: la Iglesia se apaga en las almas y se disgrega en las comunidades”. Estas palabras parecen pensadas para describir el momento, pero son de 1970 y las pronunció en una conferencia, parafraseando a Romano Guardini (“Un acontecimiento de gran importancia ha comenzado: la Iglesia despierta en las almas”, había dicho en 1921), un reputado teólogo, perito en el reciente Concilio Vaticano II, llamado Joseph Ratzinger. Medio siglo después, ya como Papa, les haría eco su célebre afirmación de que “en amplias zonas de la tierra la fe está en peligro de apagarse como una llama que no encuentra ya su alimento”.


Las inquietudes del teólogo y pastor Ratzinger en 1970 se referían al “vacío desconcertante”, la “extraña situación de confusión” y la “disgregación” del postconcilio, acumulación de “muchos y opuestos motivos para no permanecer en la Iglesia”. La misma desazón que se apodera hoy de numerosos católicos ante el predominio mediático de todo cuanto pueda perjudicar a la Iglesia y la evidencia de que, por interesado y manipulador que pueda resultar ese predominio, responde a lo que el mismo Francisco ha reconocido como “atrocidades cometidas por personas consagradas”.
En ese sentido, la conferencia del obispo Ratzinger es un auténtico bálsamo para este annus horribilis, porque aporta criterios de fe y de razón para la esperanza y la fidelidad en medio de la tormenta. La pronunció el 11 de junio de 1970 en Múnich por invitación de la Katholischen Akademie de Baviera, y se recoge en un volumen compartido con Hans Urs von Balthasar precisamente para responder a la cuestión de por qué seguir siendo cristiano y miembro de la Iglesia en los momentos en los que la bate la tormenta.

El texto ha sido traducido y preparado por el sacerdote y teólogo Pablo Cervera para su inclusión en el tomo VIII/2 (La Iglesia, signo entre los pueblos, de aparición en enero de 2019) de las Obras Completas de Joseph Ratzinger.
Las causas de que alguien pueda pensar en abandonar la Iglesia
De la exposición que hace el futuro pontífice pueden deducirse algunas causas por las que la Iglesia ha llegado a una situación como la que él mismo describe.
 
1. La eficacia como criterio supremo
“La perspectiva contemporánea", afirma, "ha determinado nuestra mirada sobre la Iglesia, de tal modo que hoy prácticamente sólo vemos la Iglesia desde el punto de vista de la eficacia, preocupados por descubrir qué es lo que podemos hacer con ella... Para nosotros hoy no es nada más que una organización que se puede transformar, y nuestro gran problema es el de determinar cuáles son los cambios que la harían «más eficaz» para los objetivos particulares que cada uno se propone"...
Artículo completo

ESCÚCHANOS

Grabaciones en vivo realizadas en el templo

PROCESIÓN DE ENTRADA 
CORPUS CHRISTI

SALMO DE LA SOLEMNIDAD DEL SANTÍSIMO CORPUS CHRISTI

Nuestro salmista más joven

Canal San Marcos

Aquí encontrarás diversos documentos, vídeos y materiales gráficos que tal vez te resulten útiles.

Documentos

Vídeos

Carteles

Icons from www.flaticon.com is licensed by CC 3.0 BY